Por Novapolis

La exposición ‘Un puente de mar azul’ del Museo de Almería ha recibido más de 35.000 visitas desde su inauguración en julio de 2016. La muestra sobre el patrimonio arqueológico submarino de la provincia ha sido clausurada esta semana con una jornada sobre arqueología subacuática y una visita guiada por el comisario de la exposición y jefe del Departamento de Conservación e Investigación del Museo de Almería, Manuel Ramos.

Arqueología Subacuática Museo Almería “Un Puente de Mar Azul”

La provincia de Almería ha tenido históricamente una gran actividad marítima que ha dejado su huella en numerosos yacimientos sumergidos cuya investigación convierte a la provincia en una de las más interesantes desde el punto de vista de la arqueología submarina y a la colección subacuática del Museo de Almería en una de las más importantes de España. Almería cuenta con cuatro zonas arqueológicas subacuáticas declaradas Bien de Interés Cultural (BIC) – Punta Entinas, Cabo de Gata, Los Escullos -El Águila y Carboneras – y once Zonas de Servidumbre Arqueológicas repartidas por la costa. “Es uno de nuestros patrimonios más sensibles y especiales por su vulnerabilidad y no queríamos clausurar la exposición ‘Un puente de mar azul’ sin analizar la situación actual del patrimonio arqueológico sumergido”, explicó el delegado de Cultura, Turismo y Deporte de la Junta, Alfredo Valdivia, al inicio de la jornada que reunió en el Museo de Almería a representantes de la administración, de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, y a arqueólogos y buceadores profesionales.

Para la directora del Museo de Almería, Beba Pérez, “es necesario cambiar la idea de ‘tesoro perdido’ por la del valor de la información que el yacimiento puede aportarnos para avanzar en el conocimiento de nuestra historia y de los modos de vida del pasado”. Pérez insiste en que “es esencial que se notifique cualquier hallazgo y que se faciliten las coordenadas del mismo para que se pueda investigar siguiendo los métodos y técnicas de la arqueología subacuática, cuyo proceso sigue una serie de fases (documentación, prospección, excavación, conservación, interpretación y difusión) que hacen que no perdamos la información histórica que al extraer cualquier pieza de nuestros fondos sin el método arqueológico se destruye para siempre”.

Además del comisario de la exposición, en la jornada de clausura intervinieron el jefe del Departamento de Protección de la Delegación de Cultura, Turismo y Deporte, Juan Salvador, con la ponencia ‘La protección del patrimonio arqueológico subacuático’; el sargento jefe del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil, Antonio Rial, que explicó la función de las fuerzas de seguridad en la protección de los recursos patrimoniales; el arqueólogo subacuático, Gilberto Rodríguez, con una exposición sobre el pasado, presente y futuro de esta disciplina en Almería, y el buceador y fotógrafo, Juan Antonio Fernández, con la ponencia ‘La conservación del patrimonio arqueológico subacuático y el buceo como recurso turístico: amenaza u oportunidad’.

Exposición y actividades

La exposición ‘Un puente de mar azul’ estaba integrada por unas 250 piezas seleccionadas entre los fondos del Museo de Almería para ofrecer una representación de la relación de la provincia con el Mediterráneo a lo largo de la historia. La muestra, distribuida en los más de 300 m2 de la ‘Sala Miralles’, contaba con una cuidada escenografía que contribuía a interpretar el legado patrimonial de una actividad marítima milenaria: la pesca, el marisqueo, el comercio, la piratería, la arquitectura defensiva, los viajes y los intercambios culturales.

Entre las piezas expuestas, se encontraban restos de pecios hallados frente al litoral provincial, artesanías fabricadas en Almería y localizadas en barcos hundidos en otras zonas del Mediterráneo, artes de pesca y de la industria agropecuaria ligada a la producción y exportación de vino, de aceite y de salazones desde la época romana, o restos de mármoles y metales transportados por barcos hundidos o que perdieron su carga.

Durante los ocho meses que ha permanecido abierta la exposición, el Museo de Almería ha desarrollado un programa de visitas guiadas y de actividades lúdicas y educativas para públicos de diferentes edades vinculadas con la muestra.

Fuente: http://novapolis.es/web/mas-de-35-000-han-visitado-la-muestra-sobre-arqueologia-subacuatica-del-museo-de-almeria/