• Los vigilantes en enclaves arqueológicos se han visto reducidos por la crisis económica en Grecia

Este fin de semana (16 – 17 agosto ’14)  una pareja de alemanes fue arrestada en el aeropuerto de la isla de Milos, situada en el Mar Egeo. Se trata de un hombre de 34 años y una mujer de 33 que viajaban con un ánfora romana de 32 centímetros en la maleta. Fueron acusados de infringir la ley 3028/2002 sobre la Protección de Antigüedades pertenecientes al Patrimonio Cultural griego y el caso ha pasado a depender de los tribunales de la isla de Siros, la capital judicial de esta zona del Mar Egeo. Los arqueólogos del Ministerio de Cultura que la examinaron consideraron que se trataba de un ánfora pequeña de 32,5 cms de la época romana y han encargado un estudio más detallado por los servicios competentes del ministerio.


La mayoría de las ánforas romanas suelen ser mas grandes,dado que se destinaban al transporte seguro de vino, aceite y otros productos. Se encuentran muchas en toda la zona del Mediterráneo, especialmente en los restos de distintos naufragios que forman parte del patrimonio de distintos países como Italia, Francia, España y Grecia. Lamentablemente aumentan cada año los robos de todo tipo de antigüedades especialmente en Grecia donde con la crisis se han reducido el número de vigilantes de museos y sitios arqueológicos así como el de los guardacostas que también protegen los pecios.
El último caso fue descubierto hace pocas semanas, cuando un conocido coleccionista griego quiso vender ilegalmente una estatua de un sátiro, copia de una obra de Praxitéles y realizada en la época helenística, por mas de un millón de euros. Fué arrestado, junto con otras personas, entre ellas un sargento miembro de la brigada de protección de antigüedades de la Dirección de Seguridad de Ática.

Ánfora Romana

El ánfora robada. TOVIMA NEWS

Llamamiento de una diputada griega

La diputada griega Rajíl Makrí, del partido populista Griegos Independientes, ha hecho un llamamiento al grupo de arqueólogos griegos que trabajan para el Ministerio de Cultura y que investigan las nuevas excavaciones arqueológicas de Amfípoli (en Macedonia) para que lo protejan… de los alemanes. Afirma que recibe «mensajes desesperados de ciudadanos que temen por Amfípoli. Porque nuestros amigos alemanes aman nuestras antigüedades y nos han robado repetidas veces. Porque sus patrones han robado tesoros arqueológicos que conservan en sus países. Porque el gobierno se ha entregado a sus socios y a los usureros».

Makrí y su partido se refieren en estos términos a los países que han participado en los dos rescates de Grecia y más concretamente a Alemania.

Fuente: BEGOÑA CASTIELLA – ABC  20/08/2014

es Spanish
X