Seleccionar página

BUCEO IBÉRICO – POR

Al sur de la isla de Malta nos encontramos con uno de mis sitios de buceo favoritos, el pecio Um-El-Faroud.

Construido en 1969 en Middlesbrough, Inglaterra, por la compañía Smith Dock Co. Ltd y propiedad de la General National Maritime Transport Company de Tripoli (GNMTC). Operaba la linea entre Italia y Libia transportando combustible. El 3 de Febrero, y debido a una explosión de un tanque en los muelles de los astilleros de Malta, el barco sufrió importantes daños estructurales, por lo que fue declarado siniestro total. Tres años mas tarde, en 1998, las autoridades decidieron utilizar el barco para crear un arrecife artificial.um-el-faroud-briefing-570x364

Fue en el verano de 2013 cuando realicé varias veces esta inmersión. Me encontraba en Malta realizando un voluntariado en la ONG Sharklab-Malta y decidimos acercarnos a éste pecioInmersión en Um-El-Faroud, un petrolero de 110 metros de eslora y 10 000 toneladas de peso que yace a 34 metros de profundidad, en busca de nuevas zonas de cría de tiburones y rayas. Tras bucear en aguas poco profundas unos 200 metros de distancia, en el fondo aparece una silueta, un gigante de hierro que nos cuenta la historia de los 9 trabajadores malteses que fallecieron en la explosión en el dique seco en el año 1995, realizando tareas de mantenimiento. Debido a esta explosión el buque sufrió grandes dañosInmersión en Um-El-Faroud, dejando un “cráter” en su estructura, que finalmente terminó partida en 2, una vez hundido el barco, debido a una fuerte tormenta en Malta.

Tras llegar a Wied Iz Zurrieq, podemos dejar el coche en el amplio aparcamiento que hay cerca del punto de entrada al agua. Nos adentramos al agua por una especie de lengua de agua que se mete tierra adentro. En esta zona hay bastante tráfico marítimo de barquitas de turistas que van a ver el famoso Blue Grotto, por lo que tenemos que tener cuidado a la hora de meternos en el agua y también a la hora de ascender.

Para llegar al Um-El-Faroud tenemos que cruzar esta lengua de agua hasta el arrecife que tenemos enfrente. Una vez ahí tenemos que bordear la pared, manteniéndonos a unos 6-8m de profundidad, pues nos quedan unos 7 minutos para llegar al pecio. Al recorrer la pared veremos, en el fondo, una cueva, y cuando la pared empieza a girar hacia la derecha veremos una segunda cueva. En este punto nos ponemos de espaldas a la pared y en línea recta veremos el famoso monumento a los buceadores, una estatua de una escafandra (“The Helmet”) que se encuentra a unos 30m de profundidad.

Inmersión en Um-El-FaroudInmersión en Um-El-FaroudNosotros nos seguiremos manteniendo a unos 6-8m de profundidad para poder aguantar luego lo máximo posible en el pecio y no tener una DECO demasiado larga. Pasaremos por encima de la estatua y, en línea recta, nos encontraremos con un gigante de hierro que nos contempla desde las profundidades.
En ese momento se siente la imperiosa necesidad de llegar al fondo e inspeccionar cada detalle del buque y la explosión de vida que hay alrededor de este arrecife artificial.

Para ver las dos mitades del barco será necesario realizar 2 inmersiones. Se recomienda realizar primero la parte de la popa, que se encuentra a más profundidad, para poder ver la impresionante hélice y adentrarnos en la sala de máquinas para posteriormente ir ascendiendo hasta el puente de mando y adentrarnos por los pasillos del buque. En la segunda Inmersión en Um-El-Faroud rodearíamos la proa por la cubierta.

Inmersión en Um-El-FaroudInmersión en Um-El-Faroud

 

 

 

 

 

No puedo describir la sensación de ver semejante masa de hierro inerte rodeada de vida, millones de peces castañuela campando a sus anchas por los pasillos del pecio, cabrachos que nos vigilan camuflados desde los rincones más oscuros, peces víbora o las barracudas que acechan a sus presas, esperando el momento adecuado para cazar. También fui capaz de encontrar algún pequeño nudibranquio, poliquetos como los gusanos de fuego o los famosos espirógrafos y el ansiado y buscado por todos los buceadores Hippocampus ramulosus o caballito de mar.

Bucear en el Um-El-Faroud es una experiencia inolvidable para todo aquel que se sumerge en éste gigante. No sólo es la explosión de vida que encontramos a su alrededor, si no también la posibilidad de introducirnos en sus pasillos, recorrer lo que hace unos años recorrieron sus trabajadores, los camarotes… Y otro de los puntos fuertes de éste pecio, la sala de máquinas.

Inmersión en Um-El-FaroudA ella se accede a través del hueco que dejó la explosión en el casco del pecio, y allí están, las enormes bielas y engranajes que hacían moverse a semejante buque. A pesar de ser un espacio cerrado es lo suficientemente amplio como para que puedan estar varios buceadores (4 o 5) sin problema, y con cuidado de no levantar la herrumbre que cubre toda la maquinaria, podremos disfrutar de su grandiosidad.

Sin duda la Inmersión en Um-El-Faroud es un punto de visita obligatoria si nos acercamos a este paraíso del buceo que es el archipiélago Maltés.

Fuente: http://www.buceoiberico.com/inmersiones-buceo/um-el-faroud-malta/?utm_source=ReviveOldPost&utm_medium=social&utm_campaign=ReviveOldPost