“Es un error no hacer una prospección arqueológica de la ría antes del dragado”

La Opinión A Coruña – Marta Villar

La referencia a un pecio de la flota del pirata y vicealmirante de la Marina británica Francis Drake del año 1589 hundido en la barra de la playa de Santa Cristina en Oleiros, dentro del estudio arqueológico elaborado por la empresa Archeo Atlántica por encargo del Ministerio de Medio Ambiente dentro del plan de dragado de la ría de O Burgo, ha levantado polémica. Algunos arqueólogos rechazan la existencia de este tipo de restos en esa zona de Santa Cristina al referir que solo está documentada la existencia de un yacimiento frente al hospital de Oza en A Coruña.

Ubicación del pecio de Drake, en Santa Cristina. LOC

Ubicación del pecio de Drake, en Santa Cristina. LOC

Los autores  del trabajo defienden que se trata de una “referencia” que tenían que incluir en su informe al constar documentos orales de mariscadores de la zona sobre un pecio en la barra de Santa Cristina y la existencia de restos de vajillas y balas de cañón de hierro pertenecientes a esta flota y que fueron hallados al realizar trabajos submarinos y dragados en esa zona. “No existe ningún yacimientodocumentado en esa zona de la playa de Santa Cristina, sí la hay en la zona de Oza”, subrayó el director del Museo Arqueolóxico,  José María Bello.

“Para nosotros ha sido una sorpresa esta referencia a un pecio de Drake en Santa Cristina. Ese punto no está catalogado. Nosotros hicimos hace unos años, por encargo de la Xunta, un inventario de yacimientos de Galicia, y no figura. Lo localizan en zona intermareal, quedaría en seco en marea baja, sería visible. Sí está documentada la presencia de restos de estas embarcaciones de Drake en la zona de Oza. No es imposible que hubiese un desplazamiento a Santa Cristina pero soy escéptico, hacen falta más pruebas”, destaca David Fernández, de la empresa de arqueología submarina Argos.

“Que pueda haber un resto arqueológico ahí puede ser, pero podría ser cualquier tipo de embarcación, que sea un galeón de Drake… Esa mancha que se ve podría ser una masa rocosa, una concentración de algas…”, explica el arqueólogo Miguel San Claudio de Archeo Nauta.

“No es cierto que esa zona que nosotros marcamos quede al descubierto en marea baja. Hicimos un informe técnico en el que incluimos una referencia, no pudimos hacer un trabajo de campo porque la Xunta consideró que no era necesaria una prospección arqueológica. Nuestra obligación es incluir este punto para que sea una zona de cautela al realizar las obras de dragado. También recomendamos que vaya un arqueólogo en la draga por si aparece algún resto, que se pare todo para estudiarlo”, afirma Ángel Rodríguez de Archeo Atlántica, que realizó el trabajo para el ministerio.

“Fueron más de tres barcos los que se incendiaron al huir Drake, quedaron abandonados en la zona de Oza pero también pudieron quedar distribuidos en otras zonas, incluso alejarse por temporales. En todo caso es solo una referencia, basada en declaraciones de mariscadores y pescadores y fotografías aéreas. Habría que hacer una prospección para verificar“, agrega Rodríguez. Según los historiadores, la flota inglesa de Drake ancló cerca del hospital de Oza con más de cien navíos y al huir abandonaron dos barcos a medio quemar, uno dañado por las baterías de San Antón y otro dañado por el temporal. En lo que sí coinciden todos los arqueólogos es en que la ría tiene una enorme riqueza arqueológica bajo el agua y se va a perder una ocasión única de sacarla a la luz al no incluir el proyecto de dragado una prospección arqueológica en todo el entorno.

“Es un error que el proyecto de dragado no incluya una prospección arqueológica de toda la ría, con medios humanos y geofísicos. Toda esta zona tiene una importancia muy grande en el proceso histórico coruñés y toda la región gallega. Y luego de la prospección, un seguimiento exhaustivo del dragado. En el estudio por ejemplo no figura la importante construcción naval que hubo en O Burgo“, destacaMiguel San Claudio.

“No se sabe la riqueza que tenemos aquí, hay tesoros arqueológicos, tenemos referencias documentales. Los gobiernos no apuestan por hacer prospecciones, solo algunas puntuales donde hayhallazgos o posibilidad de restos”, afirma David Fernández. “El puente medieval de O burgo, el puerto romano en A Pasaxe, la torre de munición para los castillos… Hay muchos puntos de interés arqueológico en la ría“, dice Ángel Rodríguez.

 

Fuente: http://www.laopinioncoruna.es/gran-coruna/2015/12/17/error-prospeccion-arqueologica-ria-dragado/1024203.html